Search

Ciudades generan 70% de las emisiones contaminantes

Ciudades generan 70% de las emisiones contaminantes

Contar con áreas verdes aumenta la calidad del aire, reduce el efecto invernadero, captura partículas de carbono y cambia el grado de radiación solar

Datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) indican que nueve de cada diez personas respiran aire contaminado que se desprende del uso ineficiente de la energía en las viviendas, la industria, la agricultura, el transporte y las centrales eléctricas de carbón.

La última medición global de calidad del aire urbano arrojó que 98% de las ciudades de los países de bajos y medianos ingresos, con más de 100,000 habitantes, no cumple con las directrices de calidad del aire de la OMS, mientras que los países de altos ingresos el porcentaje disminuye a 56%.

Las ciudades son las responsables de generar alrededor de 70% de las emisiones de carbono del mundo. La contaminación del aire causó aproximadamente 4.2 millones de muertes durante 2016, mientras que 3,8 millones de personas murieron por los contaminantes del aire en viviendas por cocinar con combustibles y tecnologías inadecuados.

40% de la población mundial, es decir, casi 3,000 millones de personas, no tienen acceso a combustibles y tecnologías limpias para cocinar en sus casas.

La OMS ha señalado también que muchas de las mega ciudades del mundo exceden en más de cinco veces los niveles de calidad de aire recomendado y que alrededor del 90% de las personas de todo el mundo respira aire contaminado.

ONU-Habitat explica que más del 90% de las muertes relacionadas con la contaminación del aire ocurren en países de ingresos bajos y medios, principalmente en Asia y África, seguidos por países de ingresos bajos y medios de las regiones del Mediterráneo Oriental, Europa y América.

Es por ello que ONU señala que las áreas verdes contribuyen a mejorar las condiciones ambientales mediante el aumento de la calidad del aire, la reducción del efecto invernadero y la captura de carbono. Esto gracias a que el polvo y las partículas de humo, provenientes principalmente de los escapes de los vehículos, son atrapados por los árboles y la vegetación.

Los árboles además pueden influir en el grado de radiación solar, el movimiento del aire, la humedad y la temperatura del aire y proporcionar protección frente a lluvias intensas. La vegetación en zonas urbanas densamente pobladas puede reducir el efecto de isla de calor producido por la concentración de los pavimentos y el concreto.

Otros beneficios de aumentar las áreas verdes en las ciudades es que puede reducir hasta10% la energía utilizada para calefacción y refrigeración, así como aumentar el valor de propiedades cercanas a espacios de este tipo.

En este sentido, ONU-Habitat señala que la viabilidad de proyectos de áreas verdes puede aumentar al combinar el presupuesto de otros sectores, tales como el tratamiento de aguas, la construcción de carreteras, la protección contra inundaciones y las zonas empresariales e industriales.

Para la obtención de dichos recursos se requiere la coordinación de la iniciativa privada, la participación de los ciudadanos y empresas locales a participar en la conservación de las áreas verdes.