Inicio / Inmobiliario / ¿Es viable adquirir un remate hipotecario?

¿Es viable adquirir un remate hipotecario?

Inmobiliario |

De acuerdo con Ramírez, los remates hipotecarios son un negocio financiero, por lo que el principal objetivo al adquirirlos es venderlos para obtener ganancias

Debido al alza en los precios que presenta la vivienda, un remate hipotecario suele ser atractivos por bajos costos. No obstante, es necesario comprender las características de estos y los procesos que necesitan.

En ese sentido, Mike Ramírez, fundador de Blun.M2, resaltó que el primer punto que se debe tomar en cuenta es que los remates hipotecarios son un negocio financiero. Por ello, la mejor idea es invertir en un proceso donde, al final, se acceda a una propiedad que tras recuperarse sea remodelada para ponerse a la venta y así obtener ganancias.

“Es muy fácil vender un remate hipotecario, lo difícil es el proceso de entrega de una propiedad. En algunas ocasiones las empresas hacen ver esta operación como un negocio inmobiliario, pero en realidad lo que te venden es una cesión de derechos, es decir un proceso de cobranza que no precisamente es una opción viable de adquirir una casa para luego habitarla”, comentó.

Como toda transacción, existen riesgos al adquirir un remate hipotecario, para evitarlo es necesario investigar a detalle la situación, el proceso legal que lleva o existencia de gravámenes. De acuerdo con Ramírez, este procedimiento puede ser realizado con asesoría de especialistas que contribuirán a realizar una transacción segura.

“Es imprescindible contar con un equipo que nos esté acompañando para poder llevar a cabo un proceso de recuperación sin contratiempos. (..) El 90% del riesgo de este negocio se mitiga acercándose a un equipo de expertos y el otro 10% está relacionado con el tiempo, el cual también se puede controlar con un buen análisis jurídico, comercial y financiero”, explicó.

¿Qué pasa después de comprar un remate hipotecario?

El especialista explicó que, al comprar un remate hipotecario, el ahora propietario debe cubrir diversos impuestos, impuesto sobre enajenación y el impuesto sobre adquisición de inmuebles (ISAI); además del pago de escrituración.

Además, al término del proceso de remate, el nuevo propietario tiene la tarea de gestionar y maximizar el valor del inmueble. De modo que es necesario tener claro el objetivo de la adquisición, para vender, rentar o la forma de aumentar su valor.

Al respecto, Mike Ramírez indicó que la estrategia post-remate es tan importante como la fase de adquisición.

“La ganancia no sólo está en recuperar una casa; todavía podemos hacer un negocio de ampliación de valor al activo que estamos recuperando, ya que a una propiedad le podemos montar proyectos inmobiliarios. Por ejemplo, una propiedad que cuente con una gran superficie o considerables espacios podemos utilizarla en un esquema de co-living para obtener mayores ganancias”, afirmó.

Tags

Rebeca Romero


Utilizamos cookies de terceros para generar estadísticas y mostrar publicidad personalizada.


Notice: ob_end_flush(): Failed to send buffer of zlib output compression (0) in /home/centrourbano/public_html/revista/wp-includes/functions.php on line 5309