Search

Los ejes estratégicos de Sedatu

Los ejes estratégicos de Sedatu

El 2019 fue un año relevante para la Sedatu, pues se concretaron modificaciones que les permitirán perseguir sus objetivos y caminar en la línea de transformar al país desde el territorio

Para el sexenio, la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu) ha planteado cinco grandes ejes de acción. Entre ellos se destaca: impulsar el mejoramiento urbano de varias regiones del país, echar a andar una política de vivienda efectiva que atienda a los sectores más vulnerables, así como detonar acciones para ordenar el territorio.

Así lo expuso el titular de la Sedatu, Román Meyer Falcón. De acuerdo con el funcionario, en esta administración, una de las prioridades es impulsar la “transformación del país desde el territorio«.

Al respecto, el Secretario manifestó que en este línea, recuperar la rectoría del Estado sobre el territorio es una prioridad. Ante ello, dijo, 2019 fue un año de relevancia, pues se concretaron las bases para impulsar los objetivos planteados en la materia.

Cambios

Entre otras cosas, indicó, el año que recién terminó fue fundamental para las actividades de Sedatu. Y es que, se impulsaron modificaciones que permitirán a esta dependencia contar con las atribuciones adecuadas. Entre ellas, para consolidarse como el organismo facultado para ordenar el territorio y coordinar los esfuerzos gubernamentales en la materia.

“La misión de la Sedatu se convirtió en recuperar la rectoría del Estado sobre su territorio. Esto, como una respuesta a la falta de instituciones con incidencia en temas como el desarrollo urbano, lo que generó ciudades que crecieron sin planeación. De ahí la necesidad de articular políticas públicas para armonizar la forma en la que ocupamos nuestro territorio, los recursos naturales, y evitar que nuestros hábitats se expandan sin control alguno (…)

“Nos dimos cuenta de que la Sedatu podía tener un alcance mayor. Es decir, podría tener la capacidad normativa para ordenar el territorio nacional, pero haría falta la parte operativa. Era necesaria una modificación jurídica que le permitiera realizar acciones de mejoramiento urbano. Para dimensionar esto: en su condición inicial, la secretaría encargada del desarrollo urbano no podía hacer ni una banqueta”, dijo Meyer Falcón a Centro Urbano.

En este escenario, el funcionario recordó que en la Cámara de Diputados se aprobaron diversos cambios trascendentales para la labor de Sedatu en el sexenio. Entre ellos, comentó, además de pasar las facultades de Conavi a Sedatu en cuanto a la conducción de la Política de Vivienda, se abrió la puerta para que la Secretaría pudiera realizar obra pública. Con ello, el organismo podría acompañar uno de los programas más importante para esta administración: el Programa de Mejoramiento Urbano (PMU).

Regenerar el territorio

Si se tuviera que definir un programa emblema que el actual gobierno, a través de la Sedatu, ejecuta, ese es el de Mejoramiento Urbano.

En palabras de Román Meyer, el PMU es una apuesta del gobierno para revertir el deterioro en el que una gran cantidad de ciudades del país han caído. De esta forma, dijo, no sólo se busca mejorar la imagen de las ciudad, sino impulsar procesos de regeneración.

Con este programa, asentó, la Sedatu no sólo abre la puerta a intervenir en el corto plazo, sino que permite generar mecanismos con los municipios para dar una orientación al desarrollo urbano en cada región del país.

“Para revertir las desigualdades, el PMU representa una nueva forma de hacer ciudad, dignificando los territorios olvidados y trabajando con los habitantes de las comunidades. Con este programa pasamos de ser una Sedatu de escritorio, a una en territorio, que convoca y propicia el diálogo abierto en coordinación con los gobiernos locales.

“A través del PMU, trabajamos de la mano con los municipios en la construcción de instrumentos normativos que cimentan las bases para que los proyectos, obras y acciones regionales en materia de desarrollo urbano, vialidad, transporte, infraestructura y de protección y conservación del medio ambiente, tengan una lógica ordenada a futuro”, mencionó.

Vivienda adecuada

Por otro lado, para Román Meyer, la vivienda es uno de los ejes estratégicos. Por ello, señaló, la visión en esta administración es dar un giro a la estrategia y concentrar los esfuerzos en la población más vulnerable.
A partir de esta premisa, recordó, en noviembre de 2019 se presentó el Programa Nacional de vivienda. Este documento, puntualizó, es único en su tipo, pues después de muchos años, por primera vez tendrá un eje rector de corte social.

En tal sentido, el funcionario expuso que una de las premisas más importantes que se impulsan en este nuevo gobierno es combatir la idea de la vivienda con criterios comerciales y financieros; la meta, dijo, es alinear la estrategia a una visión de derechos.

Es por esa situación, añadió, que uno de los aportes más importantes del Programa es que se alinea a los preceptos de vivienda adecuada establecidos por ONU-Habitat. Esto, aseguró, “convierte a México en el primer país, a nivel mundial, en incluir la necesidad de garantizar la habitabilidad, accesibilidad, seguridad de la tenencia, disponibilidad de servicios, asequibilidad, ubicación y adecuación cultural en la construcción de vivienda”.

Ordenar el territorio

Una de las tres áreas fundamentales para la Sedatu en el sexenio es impulsar el ordenamiento territorial.

El titular de Sedatu destacó que, en este sentido, la Sedatu trabaja en la Estrategia Nacional de Ordenamiento Territorial (ENOT). Este documento, precisó, busca reconocer la realidad social, económica, ambiental y cultural del territorio, para establecer un punto de partida y definir cómo se tienen que desarrollar las comunidades.

Al respecto, destacó que en el camino de lograr esta tarea, en octubre de 2019 se reinstaló el Consejo Nacional de Ordenamiento Territorial. Esto sumado a que se instaló la Red Nacional Metropolitana (Renamet).

Prioridad

Meyer Falcón manifestó que el compromiso de la Sedatu en el resto del sexenio es consolidar la estrategias para ordenar el territorio. Añadió que sumado a las tres áreas antes descritas, el tema de la reconstrucción y la defensa de la propiedad social y la que pertenece a la nación, complementan los cinco campos de acción definidos para el sexenio.

“Hemos decidido tomar la oportunidad que nos dio la gente y no defraudarles. En lo que a nosotros respecta, hemos decidido transformar el territorio e impulsar políticas públicas que sienten las bases para la construcción de comunidades más humanas, más justas, de paz y de bienestar.