Search

Infonavit preocupados por familiares de derechohabientes fallecidos

David Penchyna.

 

Para poder poner en contexto y enfatizar las medidas que estamos anunciando en favor de las familias de los derechohabientes, permítanme tres reflexiones del contexto en que se toman estas decisiones por instrucciones del señor Presidente de la República y por su aceptación e implementación, a través de nuestros órganos colegiados.

Cuando un derechohabiente del Infonavit se pensiona, puede acceder al saldo de la subcuenta de vivienda en donde tiene recursos complementarios a su sistema de pensión o de retiro.

Para dimensionar esta actividad del cuidado del ahorro del trabajador, el Infonavit devuelve diariamente más de 60 millones de pesos a 800 personas que entran a las filas de la pensión o del retiro.

Sin embargo, cuando un derechohabiente fallece lamentablemente los beneficiarios de su subcuenta, es decir, sus deudos, se veían anteriormente obligados a demandar al Infonavit para poder acceder a esos recursos.

Esa dinámica ocasionó dos efectos perversos en nuestra historia reciente: dificultar a los familiares de un derechohabiente al proceso para recuperar legítimamente lo que les pertenece, aclaro, preciso, que los juicios duran entre seis y dos años en promedio; y provocar una acumulación de juicios en contra de ésta, la institución de todos los trabajadores, con lo que ello implicó, en términos de horas-hombre y gastos legales, una cifra relevante.

Al cierre del 2017, se tienen contabilizados 30 mil juicios de esta índole contra el Infonavit, y el 60 por ciento de las quejas ante la Procuraduría Federal de la Defensa de los Trabajadores tiene que ver con estos litigios.

Por ello, la Administración promovió, ante la instrucción que me dio el Presidente de México, ante el Consejo de Administración que, de manera inmediata, el Infonavit devuelva el saldo de la subcuenta a los familiares de un derechohabiente fallecido sin necesidad de ir a juicio.

Éste es un acto de justicia de cara a todas y todos los trabajadores de México, y una manera concreta de eficientar los procesos jurídicos al interior del instituto.

Además de los 30 mil juicios que habrán de evitarse a partir de esta decisión, están los ocho mil casos de familias que, año con año, habrán de recibir el saldo de la Subcuenta de Vivienda sin necesidad de esperar, sin necesidad de acudir a un litigio.

Con esta medida, el Infonavit devolverá, sin necesidad de juicio alguno, más de dos mil 600 millones de pesos. En concreto, dos mil 638 millones 699 mil pesos a las familias de los derechohabientes fallecidos.

Para operar esta medida de enorme impacto social, el Infonavit anuncia una ventanilla única para la atención de todos estos casos.

Es sabido de todos que la institución tiene centros de atención y servicio en todo el país y delegaciones. Son más de 80 oficinas a nivel nacional para atenderlos a través del área jurídica concreta de cada espacio del territorio nacional, para que no haya ya un solo juicio más en contra de la institución, pero, sobre todo, para que los familiares con ese legítimo derecho sobre los bienes de quienes haya fallecido disponga del recurso que les corresponde.

El Presidente Enrique Peña Nieto nos instruyó a cambiar aquello que les duele a las y los derechohabientes, y este requisito legal era, sin duda, una de las causas de mayor dolor en las familias que tienen derecho a acceder a estos recursos.

 

David Penchyna Grub, director general del Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores (Infonavit)

Mensaje dado durante el evento del 19 de enero para dar a conocer un balance sobre la reconstrucción que Infonavit y el gobierno de la Ciudad de México han realizado tras el sismo del 19 de septiembre de 2017.