Search

Danhos asegura su crecimiento con visión de largo plazo

Fibra Danhos ha invertido más de 15,000 millones de pesos en cinco años, con emblemáticos proyectos como Reforma 222, Torre Virreyes y Parque Delta

Fibra Danhos atravesó un primer año de mucha incertidumbre mientras se definía la nueva política de desarrollo urbano e inmobiliario en la Ciudad de México, situación que frenó, incluso, el desarrollo de una de sus centros comerciales en construcción: Parque Tepeyac. 

Sin embargo, pese a esta situación, sumada a una desaceleración en la economía global y comercial, Danhos demostró solidez y resiliencia del portafolio para consolidar su estabilidad operativa a lo largo de 2019. 

En entrevista para Revista Inversión Inmobiliaria, Elías Mizrahi, director de Relación con Inversionistas de Fibra Danhos, dijo que la apuesta de la compañía desde hace más de 6 años ha sido apostar por la innovación y la seguridad de cada nuevo proyecto. 

“El enfoque de Danhos se mantiene en activos de calidad premier, en activos muy visibles en las zonas metropolitanas más importantes de nuestro país (…) Se mantiene una estrategia de cautela, de bajo apalancamiento y de mucha seguridad para nuestros inversionistas, sobre todo con una visión de muy largo plazo”, expresó. 

Fibra Danhos ha consolidado su plan de crecimiento desde su debut en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) en 2013, al pasar de un portafolio con cerca de 270,000 metros cuadrados (m²) en nueve inmuebles, a administrar 15 inmuebles con más de 880,000 m² en 2018.

“En los últimos 5 años triplicamos el área rentable de la Fibra con proyectos muy visibles como Torre Virreyes, Parque Toreo, Parque Delta, Reforma 222, Parque Puebla, Vía Vallejo. El enfoque ha sido consolidar ese crecimiento, seguir invirtiendo en el mantenimiento de nuestras propiedades y mejorarlas”, enfatizó el directivo. 

Elías Mizrahi indicó que desde el surgimiento de los primeros Fideicomisos de Inversión en Bienes Raíces (Fibras), el sector inmobiliario mexicano ha diversificado la entrada de nuevos jugadores en la inversión, incluso desde el extranjero. 

“Las Fibras institucionalizaron la inversión, le abrieron las puertas a un mercado mucho más amplio de potenciales inversionistas, cosa que es muy positiva; 

“Por otro lado, si revisamos las cifras de la cantidad de inversión extranjera que llegó al país gracias a las Fibras y la inversión inmobiliaria, desde 2011 en que debutó la primer Fibra, los números son asombrosos”, explicó. 

Fibra Danhos ha invertido más de 15,000 millones de pesos en los últimos cinco años, principalmente en la Ciudad de México y Puebla, siendo Parque Las Antenas en Iztapalapa –el único centro comercial con una feria en las alturas- y Parque Puebla, sus recientes aperturas. 

Sobre los retos que enfrentan las ciudades y el desarrollo inmobiliario, en particular como la capital, Elías Mizrahi señaló que Danhos continúa invirtiendo en seguridad y en proyectos de alto impacto que generen un cambio positivo en la zona.

“Nosotros creemos que el desarrollo inmobiliario debe ser ordenado y se haga de manera correcta para tener un impacto muy positivo en el desarrollo continuo de las ciudades. Estamos a favor de la legalidad, de que las cosas se hagan bien, de manera ordenada y en línea con una visión de ciudad ordenada”, aclaró. 

Agregó que el sector de bienes raíces es un sector de inversiones de largo plazo, por lo que la estrategia de Fibra Danhos para los próximos años es tener un portafolio de calidad, muy visible, con tasas de ocupación y afluencias altas. 

“En 2018 recibimos más de 100 millones de visitantes en nuestros inmuebles comerciales, si seguimos con esta estrategia, seguiremos con un crecimiento muy seguro. Creo que lo que los inversionistas buscan hoy es certidumbre, seguridad, confianza y solidez”, finalizó. 

Este texto se incluye en la edición 70 de Revista Inversión Inmobiliaria



Reportero de negocios, inmobiliario, construcción e industria. Me interesa la economía, política, historia y antropología. Estudié en la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM. Tengo experiencia en el sector público, la industria del acero, ingeniería civil, IT y corporativos; soy un nostálgico nacionalista contemporáneo que cree en la grandeza de su país. Asiduo lector de Juan Rulfo, José Revueltas y J. R. R Tolkien.