Search

México transita hacia ciudades incluyentes

Eskema Arquitectos-Entrevista

Eskema Arquitectos propone recuperar espacios urbanos vacíos para construir ciudades incluyentes

La expansión constante de ciudades del país ha planteado nuevos retos a urbanistas, desarrolladores, gobiernos y organizaciones, para crear nuevas soluciones más incluyentes e integrales, en las que la arquitectura juega un papel muy importante.

En entrevista para Revista Inversión Inmobiliaria, el arquitecto Luis Manuel Gómez Portugal, socio director de Eskema Arquitectos, explicó que para ello se requiere de una visión multidisciplinaria que integre aspectos como lo social y lo económico, y regresar el desarrollo hacia las zonas que ya cuentan con servicios e infraestructura.

“Parte de lo que se busca en estos nuevos desarrollos es cómo se vuelve a hacer el tejido urbano para que a la larga esto se pueda ir integrando poco a poco, a través de proyectos productivos y sociales”, expresó.

En ese sentido, el directivo de Eskema Arquitectos explicó que una gran oportunidad para poner en práctica esta visión es aprovechar los vacíos urbanos en zonas abandonadas o en desuso como viejas estaciones de ferrocarril, bodegas o naves industriales, localizadas en las periferias.

Así, los nuevos desarrollos de estas ciudades en crecimiento deberían estar orientados, según el experto, hacia una movilidad peatonal y ciclista, eficiente, así como mejoras en el transporte público, para ayudar a que la ciudad sea más segura.

Gómez Portugal destacó que la firma que dirige desde hace más de 17 años ha participado principalmente en el desarrollo de proyectos en ciudades no tan grandes como Durango, Mérida, Culiacán y San Luis Potosí a través de desarrollos certificados.

“Sólo en Durango ya se llevó a plan maestro y se está empezando a construir (…) El caso de Durango, en una antigua estación de trenes con 1.8 km de longitud, era una barrera del centro histórico con la parte norte de la ciudad, eso produjo que se desarrollaran distintas clases sociales”, destacó.

Agregó que para ello es importante aprovechar los vacíos urbanos e implementar nuevos desarrollos orientados al transporte. “Para eso ayudan los edificios de usos mixtos porque lo que se busca es que la gente viva, trabaje y se entretenga en la misma zona”, completó.

Redensificación planeada

Una de las formas de ayudar a controlar el crecimiento expansivo de las ciudades es a través de la redensificación de las zonas centrales de las ciudades, para generar plusvalía y que éstas crezcan de manera compacta, menos hacia la periferia.

En ese sentido, Manuel Gómez Portugal, director general de Eskema Arquitectos, dijo que entre los beneficios de desarrollar ciudades con mayor densidad se encuentra la reducción de distancias, se maximiza el uso de la infraestructura y se promueve el uso de transporte público de bajo costo.

Además, ayuda a dejar espacios libres, dentro de los cuales se pueden diseñar plazas, espacios de convivencia o áreas verdes. Además de que se abre la puerta a nuevos desarrollos verticales, aunque recomendó no se debe abusar de esos modelos por el bien de la ciudad.

“El desarrollo tiene que verticalizarse, las ciudades deben densificarse y hay zonas industriales como en la Granada que poco a poco se fueron densificando. Por otro lado, tampoco se busca, y no creo que sea sano una densificación brutal.

“Ninguna ciudad quiere llegar a densificaciones como Hong Kong que ya se vuelven inhumanas; hay mucho mejores experiencias como Barcelona, que es una ciudad más densa, compacta que funcionan mejor y es tractivo vivir ahí”, añadió.

El arquitecto concluyó diciendo que la mezcla de usos podría ayudar a la ciudad a funcionar de manera dinámica, además de priorizar la convivencia entre los distintos niveles de vivienda, uso comercial, de trabajo y recreativo, para fomentar una verdadera integración social.



Reportero de negocios, inmobiliario, construcción e industria. Me interesa la economía, política, historia y antropología. Estudié en la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM. Tengo experiencia en el sector público, la industria del acero, ingeniería civil, IT y corporativos; soy un nostálgico nacionalista contemporáneo que cree en la grandeza de su país. Asiduo lector de Juan Rulfo, José Revueltas y J. R. R Tolkien.