Search

El negocio que propicia la invasión de predios e inmuebles en la Ciudad de México

 Por Jaume Molet Pérez

Durante los últimos 18 años se han registrados 18,000 despojos de viviendas y predios solamente en la Ciudad de México. Invasión viene del latín “invasio”, es la acción y efecto de invadir. Consiste en interrumpir, entrar por la fuerza u ocupar irregularmente un lugar.

La Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México ha localizado a 23 organizaciones denominadas “sociales”, la realidad de esta situación es que se trata de una mafia sumamente organizada, dedicada a apoderarse de inmuebles particulares habitados, terrenos, predios abandonados e inclusive sitios históricos.

Estos grupos, a veces cobijados por partidos políticos o funcionarios públicos, se hacen llamar sindicatos o asambleas; descubren predios en lugares de plusvalía alta y los ocupan sin previo aviso.

Estos grupos tienen en definitiva dos modus operandi.

  1. El dueño del inmueble recibe una notificación por parte de un juzgado de lo civil de la Ciudad, pidiendo el desalojo en un tiempo determinado de la propiedad y alegando que esta fue vendida a una persona. Posteriormente, llegan unos individuos sin identificarse a amenazar a las personas que viven ahí, exigiendo desocupar la vivienda. Presentan documentación que es un contrato de compraventa, una escritura “certificada” por una notaría (usualmente está no se encuentra en la ciudad) lo cual hace que los dueños tengan que recurrir a la policía y comenzar una denuncia por fraude.

Ustedes se preguntarán ¿cómo es posible esto? regularmente recurren al robo de la boleta del predial, debido a que es un impuesto que se cobra anualmente y que regularmente se distribuye por correo ordinario, esto permite que el documento caiga en malas manos.

La segunda forma es un poco más descabellada.

  1. Un grupo de personas toma el nombre de la colonia que consideran invadir, que regularmente se ebcuentra en zonas que tienen una alta plusvalía, como Condesa, Lomas de Chapultepec, Jardines de la Montaña, entre otros. Se hacen llamar “Asamblea de Barrios” y eligen por lo normal predios que tienen algún problema legal, litigios o están intestados. Lo alarmante en esto (bueno una de las varias alertas) es que tienen acceso al Registro Público de la Propiedad para saber estos datos. Una vez que toman este inmueble lo registran a su nombre por medio de documentación falsos; tristemente con ayuda de algún funcionario público. Y listo, son dueños de un inmueble en las colonias más exclusivas de la ciudad.

En definitiva, las zonas más afectadas son aquellas con mayor demanda. Durante el gobierno de la pasada alcaldía de la delegación Cuauhtémoc, Ricardo Monreal, afirmó que tan solo en su delegación por lo menos 700 inmuebles fueron invadidos. Creando para estos delincuentes un negocio fructífero debido a que, la mayoría de las veces por negligencia de los dueños, el deterioro en estas propiedades denota abandono y se crea la oportunidad perfecta para el invasor.

Recuerda que tu patrimonio propio o recibido por herencia es un bien inmueble valioso. Ten cuidado y atención de los inmuebles propios o de familiares que no habites, siempre procura estén en buen estado arquitectónico. Pero he aquí el aspecto más importante a tomar en cuenta, regulariza y registra los títulos ante el Registro Público de la Propiedad.

 

 

Jaume Molet Pérez

Director General para Lamudi México

Twitter: @LamudiMX

Mail: [email protected]

Egresado de la Universidad Politécnica de Cataluña, en donde obtuvo el título de Ingeniero Industrial. Por más de 10 años, Jaume ha sido consultor de estrategia y operaciones en grandes firmas de nivel internacional como AT Kearney, desarrollando estrategias de negocio para las firmas en Alemania, Reino Unido, Arabia Saudita y México, en el mercado Latinoamericano.