Search

Incrementar la capacidad de compra de los mexicanos, prioridad de Ricardo Anaya

Incrementar la capacidad de compra de los mexicanos, prioridad de Ricardo Anaya

Por Víctor Manuel Borrás Setién.

Uno de los factores más importantes en la industria de la vivienda es que los mexicanos que quieran comprar una casa, tengan capacidad económica para hacerlo.

Esta capacidad económica es relevante por dos razones:

La primera es que todas las instituciones que otorgan crédito piden un enganche que les garantice que el comprador asume una parte del riesgo en la compra.

La segunda es que el monto del crédito se calcula en función de los ingresos de la persona.

Los subsidios han jugado un papel importante para que las personas de bajos ingresos alcancen esa capacidad, al igual que los esquemas de garantía en el pago de la banca de desarrollo y las tasas subsidiadas de los Institutos de Vivienda.

Sin embargo, lo más natural y correcto es que el ingreso de la persona sea suficiente para comprarse su casa.

Aquí juegan un papel muy importante para la industria dos propuestas de Ricardo Anaya, candidato de la coalición “Por México al Frente”.

La primera es el Ingreso Básico Universal (IBU) que se propone dar a todos los mexicanos independientemente de su nivel de ingreso. Este IBU no es una idea nueva. Desde hace varios siglos se ha analizado y en los últimos años se ha experimentado en varios países. Busca dar una renta básica a todo mexicano por el simple e importante hecho de serlo. El IBU no es una idea utópica. Se ha analizado en detalle y los recursos para implementarlo son reales. Se pretende usa los rubros presupuestarios relativos a subsidios, burocracia, administrativa y otros gastos dispendiosos.

Para aquellos con ingresos inferiores a 8 salarios mínimos, esta renta básica se traduciría en dinero para un enganche y más monto de crédito para la adquisición de la casa.

La segunda propuesta de Ricardo Anaya consiste en incrementar el salario mínimo en porcentajes muy superiores a los que se han dado en el pasado. Esto se traduciría en montos de crédito superiores en bancos y en instituciones, como Infonavit y Fovissste que basan sus montos de financiamiento en el salario mínimo.

Las dos propuestas incrementan realmente la capacidad de compra de las personas y esto, aunado a subsidios específicos, elevará el potencial de compra de las familias.

Lo anterior son dos muestras de que el programa económico del candidato del Frente apoyará a la vivienda y, sobre todo, a la economía de las familias siempre en búsqueda de un mayor bienestar y felicidad para todos los mexicanos.

 

Víctor Manuel Borrás Setién

Coordinación de Vivienda y Desarrollo Urbano por El Frente