Search

Industriales piden certeza a las autoridades

Industriales piden certeza a las autoridades

Los empresario llaman al gobierno federal ha generar las condiciones para reactivar las inversiones y detonar la generación de empleo

Ante la falta de definiciones en diversos temas por parte del gobierno federal, lo que ha provocado un escenario de incertidumbre, la actividad industrial ha registrado un freno importante en la primera mitad del año. Por ello, para el cierre del ejercicio, una de las prioridades planteadas por los empresarios tiene que ver con que el gobierno establezca los parámetros a seguir en aras de generar un clima de confianza para detonar la inversión.

Así lo consideró Netzahualcóyotl Salvatierra, vicepresidente de la Confederación de Cámaras Industriales (Concamin), quien reconoció que existe una preocupación en el sector. Sobre todo, dijo, porque los indicadores han demostrado que la actividad de la industria va a la baja.

En entrevista, el representante empresarial señaló que si el sector industrial en su conjunto ha presentado una desaceleración, el tema de la construcción ha sido uno de los más golpeados. De manera especifica, apuntó, este declive tiene que ver con el freno que ha observado la industria de la vivienda.

“Tenemos una gran preocupación porque prácticamente todos los indicadores nos señalan que hay un declive importante en el sector industrial en lo general. Y particularmente en la industria de la construcción, que se veía beneficiada por el comportamiento de otro de los subsectores de la industria que es la edificación de viviendas.

“Pero lamentablemente en este momento coincide que también en el sector de la vivienda, en lo particular, hay severas dificultades, de tal suerte que ahora toda la industria en lo general presenta una tendencia hacia la baja: una desinversión, una parálisis”, apuntó.

Este freno, añadió, se traduce en un escenario complejo para la industria Y es que, subrayó, mientras no se den las definiciones por parte del gobierno de la República, no hay inversiones, por tanto, también se presenta un freno en la generación de empleo, lo que impacta en el mercado interno.

“Faltan definiciones y al no haber definiciones se genera un clima de incertidumbre en el sector privado, que no solamente estamos los constructores o los desarrolladores, también está el sector financiero.

“El sector financiero lo que requiere es absoluta certeza de para dónde va el país y cuando no hay definiciones, pues entonces todo el mundo está a la expectativa y hasta que se den estas definiciones se toman las acciones correspondientes. El problema es que esto significa parálisis en términos de inversión y con ello un freno en el empleo, en el mercado interno”, indicó.

Netzahualcóyotl Salvatierra explicó que si bien no existe un indicador que permita dimensionar el impacto sobre el sector industrial en su conjunto, cada uno de los sectores se ha posicionado al respecto.

“La Canadevi ha dicho con absoluta precisión del número de proyectos y del número de viviendas que están detenidas. Hablan de más de 80,000 viviendas y cerca de 200 proyectos.

“En el caso de la Asociación de Desarrolladores Inmobiliarios hablan que la inversión que ellos hicieron en el sexenio anterior, probablemente, con los datos que hasta ahora llevan y con la tendencia observada hasta hoy, en este sexenio no se alcancé hacer ni la mitad de lo que se hizo en la administración anterior”, apuntó.

Construcción, la clave

Para la segunda mitad del año, el Vicepresidente de Concamin confío en la sensibilidad de las autoridades para corregir el camino. En este sentido, consideró que la industria de la vivienda y al construcción son un elemento clave para reactivar la economía. Esto, principalmente, por el impacto que tienen de manera directa en temas como la generación de empleo.

“Este sector en particular, la construcción y la vivienda si tienen una característica es que son altamente demandantes de mano de obra. Los empleos que se generan en la industria de la construcción, en la vivienda, son de los más fáciles de generar con salarios bastante dignos.

“Entonces me parece que con un poquito de voluntad política podemos avanzar. Si recurrimos a viejas fórmulas, y viejas me refiero a una ventanilla única para que los desarrolladores empiecen a resolver los problemas en un solo sitio, podríamos avanzar. Lo mismo podría suceder con la obra pública federal. Se podría atraer inversión, se podría detonar la inversión y se podría generar empleo y con ello reactivar el mercado interno que afecta, o que inciden en otras ramas industriales”, apuntó.

Salvatierra destacó que los empresarios se sumaron al llamado del Presidente para ser participes e impulsar la economía nacional. Detalló que una de las peticiones planteadas por la Concamin en este marco fue la de generar una política industria que luego impacte en cada uno de los sectores.

“Esto es un tren en movimiento, el problema es que hay en la tubería una serie de proyectos. Ahí es donde necesitamos apelar a la sensibilidad de los funcionarios de las diferentes dependencias para que puedan resolver en el corto plazo algunos temas con criterios prácticos y en el largo o mediano plazo al realizar los cambios a la política industrial, política de vivienda, de financiamiento, sólo por poner un ejemplo”.

 

Este texto se incluye en la edición 120 de Revista Vivienda.



Editor de Vivienda en Centro Urbano. Egresado de la maestría en Periodismo Político de la Escuela de Periodismo Carlos Septién García (EPCSG). Estudió la licenciatura en Comunicación en la Universidad Mexicana. Amante de la crónica y el reportaje. Admirador de Vicente Leñero y Miguel Ángel Granados Chapa.