Search

Sismo19S: un nuevo ciclo inmobiliario para la CDMX

Sismo19-S: un nuevo ciclo inmobiliario para la CDMX

En al menos 22 colonias de la Ciudad de México afectadas se ha registrado un incremento en los precios de propiedades

El sismo del 19 de septiembre de 2017 fue un evento altamente disruptivo para el mercado inmobiliario en la Ciudad de México, en eso coinciden varios especialistas de los bienes raíces en la capital. Si bien durante los primeros meses la actividad en el sector se detuvo, un año después de este suceso que marcó a una nueva generación, se recupera y en algunos casos hasta incrementa.

“A raíz del sismo, el negocio inmobiliario se detuvo, no se frena por completo. A lo mejor bajaron un poco las ventas, pero subieron el número de rentas y eso va permitiendo que siga moviéndose”, dijo en entrevista para Centro Urbano, Ángel Valdés, presidente de la APCI.

Sobre este panorama, Sergio Pérez Castilleja, executive managing director de Newmark Knight Frank Latinoamérica (NKF) explica que previo al sismo, el mercado estaba esperando recibir 1.5 millones de metros cuadrados (m²), de los cuales se entregaron 457 mil 527 m² en 2017 y 271 mil 635 m² en lo que va de 2018.

Durante este periodo la nueva construcción aumentó y ahora se espera millón y medio de metros cuadrados que serán entregados durante el resto del año, 2019 y 2020.

“Esto significa que el mercado ha estado absorbiendo la nueva oferta. Sin embargo, que la construcción continúe con este ritmo representa una ligera sobreoferta lo que contribuye a generar oportunidades para clientes en busca de un nuevo espacio de mayor calidad y tecnología”, refiere.

El directivo señaló que a pesar de que algunas personas esperaban que se presentara una diáspora acelerada de capitalinos hacia el interior de la república, esto no pasó, aunque sí se crearon algunos cambios en el frente residencial donde se incrementó la plusvalía de zonas como Coyoacán, Álamos, Escandón, San Ángel, Ajusco y San Rafael y se desaceleró el incremento que se había registrado en Nuevo Polanco, Condesa y la Roma.

Recuperación lenta y un nuevo ciclo

En al menos 22 colonias de la Ciudad de México afectadas por el sismo del 19-S se ha registrado un incremento en los precios de propiedades, en algunos casos como la Escandón de hasta 143%, según un estudio realizado por el sitio inmobiliario Propiedades.com. Sin embargo en los últimos meses la dinámica del mercado en estas y las zonas aledañas ha sido favorable para recuperar el ritmo al cierre del año.

Colonias como la Escandón II sección, donde los precios por metro cuadrado pasaron de 15,860 en septiembre de 2017 a 38,693 pesos a septiembre de 2018 y la Portales Oriente, con un incremento de 69.6 por ciento en un año, ya que los precios pasaron de 21,500 pesos a 36,400, son algunos de estos ejemplos que, además, están planteando nuevas oportunidades para construir mejores edificios.

“Es un mercado ascendente con una alta capacidad de ajuste. Además, la evolución de precios, búsquedas e inventario ha sido favorable, por lo que esta nueva fase se caracteriza por un ciclo inmobiliario más robusto, que abre vías de nuevas tecnologías de edificación y nuevas prácticas de protección civil”, aseguró Leonardo González Tejeda, analista de Real Estate del sitio inmobiliario.

Por otro lado, en los reportes de mercado difundidos por los indicadores de Time on Market (ToM), donde se monitorearon ocho zonas de la Ciudad de México durante los primeros seis meses del año, destaca el caso de la Del Valle, donde en junio de 2017 (antes del sismo), los departamentos permanecían 70 días en oferta. Para diciembre (después del temblor) se incrementó a 150; actualmente, a junio de 2018, está en 31 días.

“Después de este acontecimiento, el interés por estas colonias se ha incrementado notablemente, por lo que hoy se compite intensamente por ocupar un nuevo espacio en estas zonas”, dijo el analista.

Otro caso es Narvarte, donde en junio de 2017 los departamentos estaban 59 días, a diciembre de ese año, en 155; actualmente, a junio, la cifra es de 47 días.

De las ocho zonas revisadas, todas presentan un número menor a las que reportaron en diciembre del año pasado. Por ejemplo en Santa Fe, es de 78 días, y en Condesa, de 80. “De hecho, se podría observar un menor ToM durante el segundo semestre de 2018, lo que responde a un nuevo ciclo inmobiliario con mejores expectativas a largo plazo”, agregó González Tejeda.

Nuevas búsquedas

Además de las variaciones en la dinámica del mercado inmobiliario de la Ciudad de México a raíz de este suceso del 19 de septiembre, también hubo una reconfiguración en el perfil del usuario de espacios tanto para venta y renta que respondió más a un tema informativo que de la propia fluctuación en los precios de dichos inmuebles.

“Vemos un cambio dentro de la masa crítica, de la gente al momento de efectuar una operación que es todo lo que averiguan antes a quién va a comprar; sí hay un cambio en los precios por metro, inclusive venían un poquito al alza, con un valor sostenido. Pero vemos que el público se informa más al momento de generar consultas”, explica en entrevista Guillermo Simonini CEO de Inmuebles 24.

El directivo destacó que la experiencia de comprar o rentar un inmueble cambió radicalmente después del sismo, pues hoy la zona no es lo único que importa, por el contrario, factores como la integridad física del inmueble, las certificaciones con las que cuenta y la seguridad que esto representa se han vuelto puntos de decisión.

Entre estas nuevas búsquedas destaca que la gente prefiere constructoras que estén debidamente registradas para realizar sus operaciones, que el edificio donde habitarán cuente con un dictamen apropiado de protección civil y medidas de seguridad adecuadas, incluso hasta analizar pólizas de seguro que protejan su inversión.

Guillermo Simonini agregó que en un principio sí se detuvo la dinámica del mercado, no sólo por el sismo sino por otros factores macroeconómicos y políticos como el alza en las tasas de interés y la elección presidencial, sin embargo esta situación ha mejorado en el último año.

“Vimos que había desplazamientos hacia colonias cercanas a zonas dañadas, hacia colonias aledañas; luego volvió todo un poco a la normalidad, sobre todo en rentas que rápidamente recuperaba ritmo, todo lo que es la Condesa, la Roma y demás.

En delegaciones como la Cuauhtémoc la media en el precio por m² era de $44,650 pesos en agosto 2018, mientras que en enero de 2018 estaba en promedio 36,000 pesos, un incremento del 25 a 30%. Los precios van evolucionando por el tema de la compra del terreno y su disponibilidad”, agregó.



Reportero de negocios, inmobiliario, construcción e industria. Me interesa la economía, política, historia y antropología. Estudié en la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM. Tengo experiencia en el sector público, la industria del acero, ingeniería civil, IT y corporativos; soy un nostálgico nacionalista contemporáneo que cree en la grandeza de su país. Asiduo lector de Juan Rulfo, José Revueltas y J. R. R Tolkien.