Search

Buscan generar materiales derivados de insectos y residuos

Buscan generar materiales derivados de insectos y residuos

Un blockchain permitiría intercambiar información y recetas sobre la producción de nuevos elementos 

Los avances tecnológicos y científicos que han ocurrido en los últimos años dan lugar a una revolución en el desarrollo de nuevos materiales.

Liz Corbin, investigadora del Institute of Making en la Universidad College de London (UCL) tiene el propósito de crear una comunidad que comparta recetas de materiales que estén basados en recursos naturales abundantes y locales.

Un ejemplo, es la búsqueda del material que remplace los filamentos de plástico empleados en la impresión 3D, basado en residuos de las conchas del mejillón, que sea recuperado de los desechos de restaurantes.

Otra idea es que con gusanos de seda alimentados con grafeno, cosechados en China, se obtenga una fibra altamente resistente que sea capaz de crear huesos impresos con tecnologías 3D.

Un material que podría ser innovado sería el hormigón traslucido, el cual surge de la combinación del hormigón con la fibra óptica, este nuevo material inspira una gama nueva de construcciones que se adapten a las necesidades urbanas del futuro, como edificios subterráneos o autopistas con paneles solares, pues sería capaz de generar luz natural.

También, el hormigón con la combinación de otros elementos, podría regenerar el material y hacer que las ciudades sean autorreparables, esto es porque el hormigón estándar se impregna con una bacteria microscópica, con un diseño sintético, que está inspirado en un microorganismo que se encuentra en la cima de los volcanes.

La información sobre aspectos técnicos de los materiales va en aumento, sin embargo aún no existen estadísticas específicas que indiquen cuál podría ser el impacto social, económico y ambiental de la vida útil de estos materiales. Ante esto, el uso del blockchain permitiría implementar un nuevo sistema de custodia que haga transparente y accesible la información sobre el ciclo de los materiales.

Para la especialista Corbin, los estudios que buscan la intersección entre los datos y los materiales, permite diseñar y producir innovaciones, por ello es que la gente podría participar en una revolución de materiales desde su propia casa y de esta manera atender necesidades locales.