Search

Una solución para la muerte

México el favorito de la muerte

 

Ahí estaba la muerte justo donde la ves

Esperando la suerte de una casa tener

Lo pensaba al derecho, también al revés

Con el miedo de pronto una deuda atraer

No tenía efectivo, ahorros tampoco

Suplicó por un préstamo y otro y otro

Miraba su cuenta, había tan poco

Era un gran sufrimiento, se notaba en su rostro

Un día viendo la tele, la calaca gritó

¡Que suerte la mía!, era una solución

¿INFONAVIT? Preguntó y preguntó

No sabía que era, pero había una opción

Y pasando los días, buscando información

En las redes había una publicación

“Periódico Mi Casa”, notó en Centro Urbano

Se veía confiable, no era algo en vano

La huesuda ahora, que ya tiene su casa

No olvida ese sitio que alivió su quejumbre

Agradece a diario, cada día que pasa

Leyendo “Mi Casa”, por gusto y costumbre

 

 

 

Por Priscila Díaz