Search

Edificios a prueba de sismos en la Ciudad de México

Destacan por su estructura segura que los posiciona como referentes de la ingeniería moderna

 

Después del terremoto de 1985, la Ciudad de México no imaginó que 32 años después sería sacudida el mismo día por un movimiento que aunque en escala Ritcher inferior al de esa época, muchos aseguraron haberlo sentido más fuerte.

Ante las diferentes preguntas que surgieron sobre la calidad del suelo o cimentación en la cual ha sido construida la ciudad a lo largo del tiempo, una de las más repetidas, fue entender cómo era posible que algunos edificios no hubieran colapsado a pesar de haberse levantado hace ya algunos años, como la Torre Latino o la seguridad que se apreciaba en construcciones recién terminadas como la Torre Reforma.

La Torre Latinoamericana es considerada uno de los rascacielos más antiguos y mejor construidos de la Ciudad de México, soportó el terremoto del 85 y aunque ha sido remodelada varias veces, su base no luce afectada. Su levantamiento en suelo sísmico la convirtió en ejemplo de cimentación en su época. Fue diseñada por el Arquitecto Augusto Álvarez y fue reconocida como uno de los edificios más altos de su tiempo a nivel mundial.

Para construirla se colocaron 361 pilotes de concreto de punta a 34 metros de profundidad hasta la capa resistente del subsuelo y una losa de cimentación a manera de cajón, que además sirve para empotrar la Torre a una profundidad de 13.50 metros. Tiene 44 pisos y 3 sótanos, soporta un peso de hasta 25.000 toneladas por estar reforzada con madera y acero. Sobre el nivel de la calle tiene un altura de 181.33 metros.

 

 

Otro de los edificios que mezclan seguridad y arquitectura es la Torre Ejecutiva Pemex, es 11 metros más alta que la Torre Latino y se encuentra en la Delegación Miguel Hidalgo, se terminó de construir en 1984. Tiene una altura de 214 metros y en sus 51 pisos alberga oficinas.

Fue diseñada por el Arquitecto Pedro Moctezuma, la constructora que estuvo a cargo fue ICA y la cimentación fue dirigida por Solum S.A. Su estructura anti sísmica está constituida por 164 pilotes a 32 metros de profundidad,  244,000 toneladas de acero y tornillos del mismo material, puede soportar sismos de hasta 8.5 en escala Ritcher.

 

Así mismo, la Torre Mayor IXE es uno de los edificios más icónicos de la ciudad, se terminó de construir en 2003 y hasta antes de la construcción de la Torre Bancomer era considerado el más alto, su ingeniería estuvo a cargo de Enrique Martínez Romero.

Al igual que los otros edificios su levantamiento fue complicado al realizarse en una zona altamente sísmica, por lo que en su estructura se emplearon acero, concreto reforzado, vidrio, mármol y granito. Tiene 98 amortiguadores sísmicos y 252 pilotes en su cimentación a una profundidad de 36 y 64 metros, resiste sismos de hasta 8.5 y vientos de 257 kilómetros por hora.

 

 

La Torre Bancomer, diseñada por Ricardo Legorreta Vilchis y Richard Rogers, también está ubicada en Paseo de la Reforma frente a la Torre Mayor, en su estructura se utilizó concreto reforzado, metal, vidrio y hormigón para completar el edificio.Para su construcción se requirió una inversión de 900 millones de dólares, cuenta con 50 niveles y tiene una altura de 225 metros. La base del edificio está constituida por vigas de acero y  columnas gravitacionales que se montaron en el centro y concreto armado que le permite resistir grandes.

La losa de cimentación tiene 2.50 metros de espesor y pilas de 1.40 metros de ancho hincadas hasta el subsuelo.En un sismo la Torre se daña controladamente oscilando hasta 2 metros en la cima para liberar el exceso de energía provocada en el momento. Cuenta con pernos que impiden que  el edificio se mueva independientemente a edificios vecinos.

 

 

La Torre Reforma, diseñada por LBR y Arquitectos, es el edificio más alto hasta ahora en la Ciudad de México, tiene 246 metros de altura y se terminó de construir el año pasado; su estructura mezcla sustentabilidad y seguridad.

Este edificio inteligente está ubicado en Paseo de la Reforma, cuenta con 57 niveles  y está diseñado para aguantar sismos de hasta 9 grados en escala Ritcher, según la empresa TGC, que también estuvo a cargo de la construcción antisísmica de la Torre Mayor.

Por increíble que parezca, y a pesar de su altura, no cuenta pilas en su cimentación profunda, en su lugar se construyeron muros pila (muros Milán) que tienen como finalidad soportar la torre y  albergar 9 sótanos de estacionamiento que permiten realizar un sistema de construcción Top-Down.

 

 

 



Egresada de la Licenciatura en Comunicación se desempeñó como Redactor Jr. en Invent Mx. Cree que la sonrisa es el lenguaje universal, amante de los gatos, las caminatas al aire libre y las charlas con amigos.