Search

Información, herramienta para el acceso a una casa

 

El líder del sindicato de los trabajadores de Bimbo, Gerardo Cortés, indica que el sector vivienda debe acomodarse a la necesidad de la gente 

Gerardo Cortés García, presidente del Patronato de la Fundación Hogares y secretario general del Gremio de Harineros y Panaderos, así como de la empresa Bimbo, indicó que se tiene que atender una gran problemática porque todavía hay mil millones de personas que no cuentan con vivienda.

En entrevista para Centro Urbano opinó que la vivienda, como todo producto, requiere de ir acomodándose a la necesidad de la gente, por lo que tanto el tamaño, como la ubicación, son importantes, ya que éstas deben estar en lugares cercanos al trabajo y sobre todo se debe entender que es el inicio de un patrimonio.

“Para alguien que tiene 60 años si compra una vivienda es su máxima aspiración, como en un maratón, hay quien dice a los cinco kilómetros a ver si llego a seis, para un joven tener una vivienda chiquita o un departamentito es como lo máximo pero alguien de 50 años dice no, yo necesito una casa amplia, es como entender muy bien al consumidor de la vivienda”.

Gerardo Cortés resaltó que actualmente se está haciendo un gran esfuerzo por generar muchos y diversos créditos para que personas que perciben entre uno y dos salarios mínimos puedan adquirirlos.

“También se ha abierto el abanico para que gente que ganan entre siete, ocho, o nueve salarios mínimos puedan aspirar a viviendas de hasta 850 mil pesos, que permita decir, oye el crédito me va alcanzar para vivir más o menos bien en un lugar más adecuado y no tendría yo que sacar un crédito bancario”, ejemplificó.

Respecto al gremio que dirige, aseguró que en torno a la vivienda se les apoya con información, porque consideran que uno de los activos más importantes es informar y en el caso de Bimbo, 72 por ciento de los trabajadores cuentan con vivienda.

“Si les llevas los módulos de la institución (Infonavit) a la fábrica, donde les puedan decir: qué te toca, cuándo te toca, cómo lo puedes adquirir, seguramente vamos a cubrir nuestra aspiración que 100 por ciento de los trabajadores tenga una base de familia, sentimos que el ser humano quiere tener varias bases”.

Mencionó que también cuentan con gestores certificados, que son trabajadores o líderes sindicales certificados por el Instituto, “para ser una voz oficial del Infonavit, para sacar la puntuación, el tipo de crédito, los desarrolladores que están certificados, los que dan mejores garantías, los que ofrecen mejores condiciones”.

 

Recuperar el tejido social

En cuanto a su labor frente al Patronato, Gerardo Cortés la consideró muy hermosa, pues se demuestra que el tejido social en México no está destruido, aunque admitió que hay un desgaste, por lo cual, instituciones y diversas personas intentan recuperarlo.

“Nuestra tarea principal es tratar de restituir ese tejido social, que permita que haya respeto, que haya una relación armoniosa… lo que queremos hacer a través de instituciones es que nos ayuden es recuperar ese tejido social, además de la comunidad, también la parte integral de la familia, hoy todos necesitamos ayuda psicológica y a través de las fundaciones vamos haciendo esos enlaces que nos permiten atender a los niños y a los jóvenes”.

Destacó que la tarea de Fundación Hogares en torno a la vivienda es de gran importancia ya que cuentan con un mecanismo que les permite acceder a aquellas unidades habitacionales que cuenten con problemas, como sería el caso de vandalismo.

“En la medida que por seguridad se puede entrar, se hacen censos, se empieza hacer que la comunidad partícipe, que haya mesas de dibujo o talleres de otras actividades artísticas, talleres de cómputo, pero que vayan los vecinos participando, que haya quien se encargue de todo”.

Gerardo Cortés consideró que hace falta un convenio de vecinos con el gobierno para mejorar la vivienda y que se tiene que construir día a día la habitabilidad en comunidad, además que la vivienda hacia su interior, se debe tener respeto y dignidad.

Enumeró a la familia, la salud y el trabajo, como elementos ligados, es decir, para tener una familia adecuada hay que tener una vivienda; la vivienda es un elemento importante para tener salud y el trabajo es importante para tener vivienda, familia y salud, lo cual, dijo, conllevará a la felicidad.

Finamente señaló que se tiene que vencer la apatía para poder vivir en comunidad porque en una vivienda social hay sueños que se incuban a lo largo de la vida; en tanto que las políticas de vivienda deben hacerse pensando en cómo hacer más amplia la vivienda que se construye actualmente.



Egresada de la carrera de Comunicación y Periodismo en la FES Aragón, UNAM. Aunque se especializó en Televisión prefiere estar detrás de una computadora haciendo lo que más le gusta: escribir. Su mayor experiencia como profesionista la obtuvo en Diario de México Edición USA, donde fungió como coordinadora editorial. Siempre perfeccionista y responsable, ahora se desempeña como Editora en Jefe dentro de Centro Urbano.