Search

Grupo Procsa lidera la vivienda vertical intraurbana

 

La empresa apuesta por este tipo de desarrollos en suelo de reconversión en la ciudad de México

Compartiendo la preocupación, tanto del gobierno de la ciudad, como del gobierno federal de construir vivienda en zonas con servicios y cercana a fuentes de empleo, Grupo Procsa, empresa con 53 años en la industria, está enfocando sus esfuerzos en consolidarse como la primera marca de vivienda vertical en la ciudad de México.

El modelo de negocios de Procsa ha evolucionado para atender a los nuevos nichos de mercado que prefieren vivir dentro de la ciudad, en lugares cercanos y de fácil y rápido acceso a sus lugares de trabajo y alrededor de centros sociales, educativos y de salud.

El reto de la desarrolladora es potencializar la infraestructura existente en antiguas zonas industriales que quedaron rodeadas de vivienda, para convertir dichas zonas en nuevos espacios de vivienda vertical, optimizando el uso del escaso suelo urbano.

El concepto principal bajo el cual trabaja Procsa es que la redensificación de la tierra no debe implicar hacinamiento, ni depreciación de la calidad de vida de sus habitantes, sino optimizar el ya agotado suelo urbanizable, maximizando uso de la tierra al contemplar usos mixtos en sus conjuntos y promoviendo la vida en comunidad de una familia que decide vivir dentro de la ciudad.

Grupo Procsa busca nuevas formas de arquitectura, ofreciendo desarrollos sustentables e integrales, con ubicaciones privilegiadas que cuentan con acceso a diversos sistemas de transporte, a vialidades importantes, y a todos los servicios que requiere una familia; adicionalmente, incluye en sus desarrollos espacios que fomentan la convivencia familiar y la integración vecinal, generando calidad de vida y la más alta plusvalía de la inversión de sus clientes.

Un rasgo distintivo de los proyectos de Procsa, es el diseño arquitectónico de sus desarrollos, con grandes plazas comunes y circulaciones abiertas que provocan el contacto directo del ambiente exterior con el interior, creando amplitud en los espacios y la maximización de la luz y la ventilación naturales.

El ahorro de energía y la recuperación de los recursos naturales para su reutilización, también están implícitos en sus proyectos, respetando al medio ambiente y reduciendo los gastos de sus habitantes.