Search

Especial: Entender la vivienda

 

La directora general de Conavi comparte que el gusto por el sector surgió en la infancia

La luz que irradia se refleja en su mirada, su vestimenta color anaranjado y una sonrisa después de cada respuesta. A pesar de que el mercado de la vivienda preponderantemente es masculino, en sus compañeros ha encontrado a los perfectos aliados en estos 10 años de trabajo. Sus grandes impulsores son su marido y sus hijos.

Estudió en el ITAM donde sigue participando como académica y ahí conoció el mundo  las finanzas “que ha sido también una pasión porque pasé por muchas mesas de dinero, mesas de cambios, hicimos bancos desde cero y lo que me ha permitido incursionar en el mercado de la vivienda en México fue juntar mis dos pasiones, no se puede entender el mercado de la vivienda sin financiamiento y no se puede entender a Paloma Silva sin el tema de la vivienda”, explica la funcionaria federal.

La vida te enseña el camino de la vocación

Al hablar de cómo surge su relación con el sector, por primera vez confiesa que “la vivienda me apasionó desde chica, esto nunca lo he comentado… cuando tenía cuatro años, mi papá tuvo un derrame cerebral y mi mamá se hizo cargo de la casa. Fue como muchas mujeres lo hacen en el país, comprar y rentar vivienda, trabajaba como asesora inmobiliaria y yo desde los cuatro años estuve en obra, estuve en todas las obras con mi mamá y se volvió para mí una pasión”.

No duda al decir que en el mes de abril cumplió 21 años de casada y eso le hace muy feliz, “el principal apoyo de mi vida ha sido mi esposo; tengo dos hijos que tienen 13 y 15 años, Paloma y Hernán, que si bien no me ven tanto como las mamás comunes y corrientes, pues he tratado de darles calidad y no cantidad, veo que se esfuerzan en sus tareas cotidianas simplemente porque ven cómo nos esforzamos su papá y yo”.

Apoyo de hombres feministas

Enfatiza que ha aprendido mucho de los hombres con los que ha trabajado estos 10 años dentro de la industria, ha andado en obras con su casco, subiéndose y poniendo las primeras piedras de muchos desarrollos “los hombres siempre me han cuidado, me han apoyado en el camino y hombres que les digo son feministas… yo creo que de lo que se trata en esta vida es hacer relaciones virtuosas. He tenido muchos ángeles en mi camino”, insiste Paloma Silva.

El sector de la construcción ha sido masculino porque no es fácil para las mujeres estar en las obras o viajar constantemente para dejar a su familia, reconoce el apoyo diario que ha recibido de los funcionarios de la industria como el secretario Ramírez Marín, el vocal ejecutivo de Fovissste Reyes Baeza, Alejandro Murat, Germán Ahumada, Enrique Vainer y el licenciado Cano Vélez.

“Son mis compañeros de vida, llevamos 10 años juntos, pero la verdad es muy rico trabajar con ellos porque son personas que tienen mucha visión y experiencia, todos han sido compañeros, han sido mi red de seguridad en muchos sentidos y la verdad estoy muy complacida. ¿Disfrutar? Disfruto el día a día, realmente mi trabajo lo disfruto todos los días”, remata.