Search

¿A quién pertenecen las ciudades?

Horacio

Hace unas semanas escribía en una columna que el urbanismo se había convertido en el nuevo negro.

Y sí… cayó en las garras de la moda, lo que por un lado nos trae como buena noticia el hecho de que hoy todos hablan de planeación urbana y toda la cadena de temas relacionados, pero por otro, se provoca el riesgo de trivializar el análisis.

Y lo curioso, es que hoy que es más que evidente que el orden urbano y elevar la competitividad de nuestras ciudades se ha convertido en eje importante de las estrategias de gobierno, los paladines de la moda urbana, más que festejar que así sea, prefieren descalificar la nueva visión oficial bajo el argumento de que “les han robado la idea”.

Me parece que para México es una gran noticia que el presidente Enrique Peña Nieto asuma como prioridad estos temas, o que el titular de la comisión de Desarrollo Urbano de la Cámara de Senadores, el panista Francisco Búrquez, levante como bandera la importancia de la Reforma Urbana.

Representaciones sociales, vecinales, empresariales o gremiales, debieran estar muy satisfechas de que Carlos Lozano de la Torre, gobernador de Aguascalientes y nuevo presidente de la poderosísima Conago, sea un incansable promotor de estos temas, que no se cansa de repetir que así como el siglo XX fue momento para una Reforma Agraria, lo que exige el siglo XXI es una Reforma Urbana.

Porque no basta con incluir en el discurso oficial los temas relacionados con la tan necesaria transformación de nuestras ciudades, se requieren además canales de coordinación que hagan posible convertir el discurso en hechos.

Por eso es tan importante que la voluntad del Presidente venga acompañada con una opinión en el mismo sentido de legisladores y gobiernos locales; porque para lograr una verdadera Reforma Urbana se requiere un gran ejercicio de concertación y coordinación institucional, que permita establecer parámetros y criterios de alcance federal, que estén en plena sintonía con las regulaciones locales y con las acciones de gobierno en estados y municipios.

Por supuesto, hay que esperar que todas las instancias que forman nuestra sociedad se sumen a este ambicioso proyecto, porque a fin de cuentas todos estamos inmersos en los problemas y oportunidades que puedan ofrecer nuestras ciudades.

Hay que esperar que se sumen, tomando la voluntad presidencial como primera señal de que la cosa va en serio, de que ya hay un claro diagnóstico respecto a la crisis de desarrollo regional y urbano que vivimos en México, y que sumarse implica la capacidad de conciliar.

Porque la voluntad presidencial se resume en criterios fundamentales con los que todos podemos estar de acuerdo… Criterios entre los que destaca la necesidad de privilegiar el ordenamiento territorial y  urbano para dar forma a ciudades más eficientes, justas y competitivas.

Criterios que destacan la importancia de buscar que nuestras ciudades sean más densas… Más compactas…

Que nos hablan de la necesidad de consolidar las manchas urbanas existentes y de recuperar aquellas zonas subutilizadas o cuya vocación cambió a lo largo de los años.

Criterios que dan prioridad al espacio público y que incorporan al discurso oficial conceptos tan olvidados como la movilidad.

Por eso me suena tan extraño que desde algunos sectores de la sociedad se busque asumir la paternidad de los temas urbanos, con banderas como la defensa del peatón o el ciclista, la movilidad, el espacio público o el rechazo total a la regulación existente o a lo que hacen los gobiernos en materia de desarrollo urbano.

Por supuesto, están también aquellos cuyo rechazo absoluto va sobre todo proyecto inmobiliario.

Y no lo entiendo… Porque la ciudad es de todos y todos debemos de ser parte de la construcción de modelos que permitan darles viabilidad de largo plazo, entendiendo el papel que a cada quien toca, incluyendo el de los órganos legislativos y de gobierno.

No… La ciudad no es de los peatones, ni de los ciclistas, ni de los ambientalistas… Porque a final de cuentas todos somos los mismos…

Ya saben; seguimos en contacto en twitter @horacio_urbano, y nos vemos mañana en la noche en Vivienda en Verde TV… Se transmite los martes a las 23:30 horas por Green TV, canales 410 de Cablevisión y 392 en Total Play.

 



Horacio Urbano es arquitecto. Su experiencia profesional se ha desarrollado en los diferentes ámbitos que definen la industria de la vivienda. En 1999 inició un proyecto editorial dirigido a los sectores inmobiliario y construcción que a lo largo de los años se ha convertido en una poderosa plataforma multimedios y en una verdadera referencia para esta industria. Fundador, junto con la también arquitecta Roxana Fabris, de Grupo Centro Urbano, firma que impulsa y desarrolla una serie de esfuerzos de comunicación relacionados con estos sectores. Como parte de su trabajo en México y el extranjero, ha escrito o participado en una serie de libros especializados, es colaborador de diferentes medios impresos y electrónicos, es activo conferencista y bajo diferentes modelos colabora también con diversas empresas e instituciones públicas y privadas del sector.